www.editorialestratega.com
www.editorialestratega.com
Francisco Javier Fuentes Carretero
de 26 años, nació en un pueblo llamado Gójar, en la ciudad de Granada. Quiso estudiar psicología o magisterio, pero los problemas de la vida le impidieron llegar hasta ese deseo. En 2009 su vida dio un enorme giro cuando dejó a su familia para tomar nuevos rumbos. La muerte de una persona cercana y la soledad de un desamor se le incrustaron en su medio corazón para adentrarlo a una gran tristeza emocional. Poco después la escritura le hizo volar hacia nuevos mundos imaginarios y decidiendo poner orden a sus días escribió "Los relojes parados". La velocidad de las horas que parecían no pasar nunca crecieron cinco años junto al autor, que ahora asegura haber aprendido una gran lección en su vida y que por lo tanto hay que transmitir ese gran sentimiento para que otras personas también tengan la oportunidad de conocer la llamada felicidad. Actualmente afirma que la felicidad no está en una familia, un amor y un buen trabajo... sino en la certeza de saber que no somos para siempre y que por lo tanto, no existe obstáculo que defina dicho término.